PRÁCTICAS EN INTEREUROPA: ALUMNOS DEL CURSO DE FORMACIÓN DEL INSTITUTO CERVANTES

La semana pasada visitaron nuestra escuela Pía y Susana, dos alumnas de CURSO FORMACIÓN INICIAL PARA PROFESORES DE ELE del Instituto Cervantes, que estuvieron con nosotros realizando el componente práctico de su curso y conociendo el funcionamiento de la escuela. Durante su estancia y de la mano de sus tutoras de prácticas, nuestras compañeras Toñi y Susana, han conocido las rutinas de trabajo de nuestro centro, han visto como se imparten las clases de español en nuestra escuela y las actividades que realizamos.

En Intereuropa siempre nos alegramos de recibir estas visitas porque nos permiten intercambiar experiencias, aprender los unos de los otros y mejorar todos los aspectos relacionados con la enseñanza del español. ¡Ha sido un verdadero placer compartir esta semana con ellas!

 

 

Os recordamos que Intereuropa es una escuela acreditada por el Instituto Cervantes para la enseñanza de la lengua española y ofrece la posibilidad de inscribirse y examinarse para el examen de español DELE.

 

Tenemos a disposición de nuestros alumnos una amplia oferta de cursos (generales, de preparación para los exámenes DELE, para grupos, para jóvenes, talleres de formación para profesores, clases por Skype, cursos online…).

¡Os esperamos en Intereuropa!

El viaje de María

 

 

 

‘El viaje de María’ es un cortometraje de animación basado en el cómic ‘María y yo’, del que también existe una película documental. Miguel Gallardo cuenta en este libro la historia de su hija María, una chica muy especial que sufre una enfermedad o trastorno llamado autismo. Las personas autistas tienen muchos problemas para vivir en sociedad porque no pueden comunicarse, expresar emociones o ser independientes.

 

 

 

 

En el vídeo podemos fijarnos en varias cosas interesantes:

 


A2 – B1 (00:20-1:38)

– Mirad el uso de los pasados al principio de la historia: se utiliza el indefinido para explicar acciones finalizadas y el imperfecto para describir situaciones o procesos más largos. Por ejemplo, ¿cómo fue el nacimiento de María? ¿Qué cosas hacía cuando era niña?

– ¿Cuál es el infinitivo de estos verbos con raíz irregular?

 

trajo / vino / hizo / fue / nos dimos / hicimos / tuvimos

 


 A1 (1:39-3:00)

–  Con el presente hablamos de hábitos o acciones cotidianas. María necesita tener todo ordenado y seguir la   misma rutina todos los días.

– ¿Puedes conjugar estos verbos para decir lo que hace María todos los días? Atención a los verbos reflexivos como “atarse los zapatos”.

 

levantarse / vestirse / desayunar / ir al cole / volver a casa / merendar / jugar / ducharse / cenar / lavarse los dientes / acostarse

 

 

¿Puedes decir las horas de otra forma? Por ejemplo, “Un día cualquiera, María se levanta a las ocho y cuarto”.

Cultura española:La siesta

La siesta

La siesta es una conocida costumbre española que consiste en dormir unos minutos después del almuerzo del mediodía. El nombre de la siesta tiene su origen en el latín: los romanos contaban las horas del día a partir del amanecer, llamaban hora sexta al mediodía, momento en el que se duerme la siesta.

El hecho de dormir después de comer tiene algunas explicaciones biológicas. Según los científicos el cerebro necesita un pequeño descanso unas ocho horas después de despertarse, horas que coinciden con el momento de la siesta. A esta circunstancia debemos añadir el sopor que produce el proceso de la digestión y el aumento del calor que sucede a mediodía en los países mediterráneos.

Muchos son los que declaran los beneficios de la siesta. Algunos estudios han demostrado que los trabajadores rinden más por la tarde si se toman ese sueño de veinte o treinta minutos. Al contrario, un sueño más largo podría dejarnos confusos, aturdidos o con dolor de cabeza. Debemos evitar entrar en fases más profundas de sueño en las que despertarse cuesta más.

A pesar de que la siesta siempre ha sido un tópico mediterráneo, recientes estudios indican que no es una costumbre tan frecuente en España. No porque los españoles no deseen practicar la siesta, sino porque para muchos no es posible por su horario de trabajo.  Un estudio del Instituto para la Investigación del Sueño y la Medicina de Regensburg (Alemania), promovido por la revista ‘Neurology’, descubrió que casi uno de cada cuatro alemanes echa una cabezadita después de comer, frente al 9 por cien de los españoles. Estos últimos practican el hábito de la fiesta más frecuentemente en los meses de verano y en las vacaciones.

 

(Fuentes: Eroski Consumer, El País

Adaptado por Enrique Bataller